Nación

Génesis Rúa, otro símbolo de la violencia infantil

Miles de personas le dieron este viernes el último adiós a la niña que fue raptada, abusada sexualmente, torturada, asesinada e incinerada. Solo han pasado ocho días y todavía la noticia no se digiere.

Un hombre viola y luego le prende fuego a una niña de 9 años en un barrio de Fundación, Magdalena. La menor se llama Génesis Rúa y el hombre Adolfo Enrique Arrieta, el ‘Monstruo de Fundación’.

“Yo aún pienso que esto es mentira, que ella no murió, sino que está desaparecida y en cualquier momento va a regresar a casa con la enorme sonrisa que mantenía siempre”, dice la madre, en medio del llanto.

María Moya, tía de la niña, en el lugar de los hechos encontró un  arete de oro, y esto fue clave para que la madre confirmara que si pertenecía a la menor. Medicina Legal anunció este viernes que la menor no solo fue incinerada, sino abusada sexualmente.

La historia dice que en un platón de un motocarro había un vómito con residuos de lentejas y carne, “justamente lo que ella había consumido en el almuerzo”, dice las autoridades. Esta descripción supone que fue sobre el motocarro en donde habría sido ahorcada, mencionaron los familiares de la menor.

Se piensa lo peor: “lo que hizo no tiene perdón de Dios”.

El fiscal que lleva el caso, Vicente Guzmán, quien es el director del ente acusador en el departamento de Magdalena, afirmó que “el hecho se estableció como un feminicidio agravado”.

La comunidad tomó medidas en la propiedad del criminal cuando se enteran que el cuerpo calcinado es el de la niña, tomaron parte e ingresaron a la vivienda y la saquearon;  los muebles y pertenencias particulares fueron quemados en la calle y los ventanales y puertas rotos, también fue incinerado el camión que conducía García, el culpable.

El director de  Medicina Legal, Carlos Eduardo Valdés, afirma: “los exámenes arrojaron, indicaron que gracias a pruebas genéticas se logró determinar que la persona capturada por este crimen fue efectivamente quien cometió el abuso”.

El presidente Iván Duque manifiesta, con indignación, como colombiano y padre de familia, “condeno el cruel asesinato de menor en Fundación, Magdalena. Toda nuestra solidaridad con sus familiares. Solicito a las autoridades agilizar las investigaciones que permitan hacer justicia. Debemos proteger a nuestros niños”.

La Fiscalía pide la pena máxima para el criminal -entre 50 y 60 años-, ya que los hechos cometidos son atroces para la nación colombiana. el abogado del culpable dice que fue un ataque de irá. Génesis Rúa, que tiene nombre bíblico, ha muerto y nadie podrá revivirla.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 − seven =

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

one × 4 =

Ir a Top