ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Nación

¿Quién debe ser el fiscal?

Sin que aún nombren fiscal, luego de que ninguno de los tornados obtuvo los 16 votos mínimo, Realidad 360 presenta los perfiles de los tres candidatos, Mónica Cifuentes, Néstor Humberto Martínez y Yesid Reyes, a la Fiscalía General de la Nación, en reemplazo de Eduardo Montealegre.

La Fiscalía General de la Nación es un organismo independiente adscrito a la rama judicial del Poder Público en Colombia, nacida en 1991 con la promulgación de la nueva Constitución Política. Entre las funciones de este organismo están asegurar la comparecencia de los presuntos infractores de la ley penal, adoptando las medidas de aseguramiento. Además, y si fuere el caso, tomar las medidas necesarias para hacer efectivos el restablecimiento del derecho y la indemnización de los perjuicios ocasionados por el delito.

– Calificar y declarar precluidas las investigaciones realizadas.

– Dirigir y coordinar las funciones de policía judicial que en forma permanente cumplen la Policía Nacional y los demás organismos que señala la ley.

– Velar por la protección de las víctimas, testigos e intervinientes en el proceso.

– Cumplir las demás funciones que establezca la ley.

Es en resumen, un ente que vigila y defiende los derechos, basado en las leyes de la Nación. Una tarea para  la que hoy están siendo propuestos los siguientes candidatos:

Yesid Reyes Alvarado, Mónica Cifuentes y Néstor Humberto Martínez. Listado que ahora será analizado por los 23 magistrados de la Corte Suprema. En general, cada uno con un perfil opcionado para ocupar el cargo, aunque la opinión y el criterio de los magistrados son diferente, y sus voces son imprescindibles dentro del proceso de elección.

Yesid Reyes: es abogado de la Universidad del Externado. Fue Ministro de Justicia, designado por el presidente Juan Manuel Santos, y  es además, hijo del ex presidente de la Corte Suprema de Justicia, Alfonso Reyes Echandía.

“No ha sido un jurista rodeado por escándalos, ha ejercido su profesión, y entre comillas diría que no tiene conflicto de intereses. Sin embargo, sí le veo un conflicto: tiene una marcada injerencia de políticos del Partido Liberal. Si él llegara a ser Fiscal, posiblemente atacaría por así decirlo, a quienes no respalden en sus ideologías a dicho partido al que él pertenece”, asegura el abogado Jaime Enrique Posso.

Pese a su bajo perfil dentro del gabinete, Reyes ha logrado tramitar algunas de las más importantes reformas para la justicia, como la ley de detención preventiva. Un candidato que seguramente al hacer ahora campaña para ser Fiscal, ha de renunciar al ministerio.

Néstor Humberto Martínez: se destaca que fue Ministro de Justicia y del Interior y que es abogado de la Universidad Javeriana. El abogado Posso dice de Martínez: “Ha sido abogado y asesor de los grandes monopolios industriales y económicos del país. Ha sido abogado de Luis Carlos Sarmiento Angulo, de la organización Ardila Lulle, entre otros, todos millonarios del país. El problema sería que no habría o que habría poca objetividad frente a investigaciones de quienes asesora y para quienes ejerce su profesión”. Nada tendría de malo en que un ciudadano defienda sus interesas particulares y la de sus amigos, para el caso, ricos y poderosos.

Mónica Cifuentes: durante los últimos años se ha desempeñado como  directora jurídica del Alto Comisionado para la Paz. Se destaca que su mayor experiencia profesional está en “temas de desarme, desmovilización, reintegración (DDR) y justicia transicional”. Es abogada de la Universidad Santo Tomás de Bogotá, y además, penalista. El abogado Posso sostiene: “Ella tiene una ventaja respecto al resto y es su gran trasparencia. Pero a su vez, tiene una gran desventaja, no por ella pero sí por la historia del país y es que es mujer. Hemos tenido a dos mujeres, entre ellas, Viviane Morales, pero el machismo nos domina; dudo mucho que los magistrados, en su mayoría hombres y mayores de 50 años, elijan a Cifuentes como Fiscal”.

¿Quién es el candidato ideal?

Mónica Cifuentes o Yesid Reyes. Su discreción, su “lejanía”, sobre todo en Cifuentes con los negocios y los enroques con los intereses privados les hace los ideales para este importante cargo. De Reyes habría que decir finalmente que tiene una buena acogida en la Corte, sin embargo, cuando el Gobierno tramitó la reforma de poderes (para hacer memoria), él tuvo un liderazgo grande y pudo haber quedado cierto resentimiento en las altas cortes de quienes se vieron afectados por ese acto legislativo que lo que hace es prohibir la puerta giratoria de “yo te elijo, tú me eliges” y la creación del tribunal de aforados. Martínez, por su parte, defiende posiciones particulares y de la noche a la mañana pasará a defender lo público. Ha tenido éxito como abogado en el sector privado, pero este es un cargo de un funcionario público.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top