Nación

A punto de cerrar el refugio canino más grande del mundo

La Fundación Animal Safe ubicada en Ginebra (Valle del Cauca) que alberga 900 perros víctimas de maltrato animal, colapsó por falta de recursos,  por lo que está a punto de cerrar sus puertas creando un problema sanitario y ambiental.

Así lo declaró Édgar Tascón Robles, presidente de la entidad, el pasado 25 de julio. “No hay recursos para comprar concentrado, medicamentos, elementos de aseo, ni para pagar servicios públicos. Desde el mes de mayo las ayudas en dinero y en especie prácticamente se terminaron, lo que trajo consecuencias desastrosas para la viabilidad del albergue”, aseguró.

La entidad lleva 20 años dedicada al cuidado y protección de perros callejeros que arriban de diferentes ciudades del departamento como Cali, Palmira, Buga, Cartago y Tuluá.

“Nosotros nos hemos convertido en el botadero de perros de todo el Valle del Cauca, hemos recibido hasta 35 perros en un solo día. La gente llama para pedir que recibamos sus mascotas pero no para adoptar”, agregó Tascón Robles.

Esta fundación venía sosteniéndose con aportes de algunos benefactores, con la ganancia de rifas que se hacían dos veces al año y con la recolección de concentrado, en las jornadas “perrotón”, que también se realizan en los barrios La Flora y El Ingenio, en Cali.

Tal es la crisis, que de acuerdo a lo expuesto por Tascón Robles, “desde hace varios días estamos sosteniendo a los animalitos con una donación de comida para gatos y unos pasabocas para caninos, que una empresa productora de alimentos para mascotas tuvo a bien regalarnos. Esto lo mezclamos diariamente con 2 bultos de Ringo Croquetas de 30 kilos para así tratar de embolatar el hambre de los perritos”.

Según eso, dicha mezcla no pesa más de 90 kilos, por lo que se estima que los 900 caninos están siendo alimentados con la mitad de lo que deberían consumir para poder sobrevivir en buenas condiciones.

Igualmente, el refugio no cuenta con el dinero para cancelar una deuda por servicios públicos a la empresa EPSA, por valor de $ 876.000 y están bajo amenaza de corte.

Lo anterior, acarrearía una problemática de salubridad ya que se dificultaría la recolección  de los desechos del albergue. Cabe agregar que el refugio arroja mensualmente 3 toneladas de excrementos.

Para el director de Animal Safe, la escasez de aportes se debe a la crisis económica que ha enfrentado el país durante los últimos años, lo que ha llevado a que muchos empresarios que realizaban donaciones, cierren sus establecimientos y por ende, dejen de ayudar.

Así pues, el refugio genera gastos de hasta 1.500.000 diarios, para un promedio de 45.000.000 mensuales. La única solución de manutención de este lugar es recibir las donaciones de los voluntarios quienes podrán donar ingresando a la página www.fundacionanimalsafe.com en la sección ‘Cómo ayudar’, donde encontrarán las opciones para aportar.

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top