ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Cali

Sacar ‘pase’ será hoy más díficil

Sacar el ‘pase’ por primera vez o modificar su categoría ya no será tan fácil: deben realizar una prueba teórico- práctica. Esto hace parte de la nueva reforma que se implementará a partir del próximo año. La polémica apenas comienza.

Las evoluciones al aspirante consta de  treinta preguntas, y si  la persona sobrepase el 80% de este test, pasará la parte teórica. Así mismo, la parte práctica será cambiada, la agencia de Nacional de Seguridad Vial tendrá un nuevo test.

“Uno que realmente requiera de toda la atención, como hacer un zigzag, reversa, frenar, acciones que requieren que los cinco sentidos estén dispuestos, y más cuando es un conductor público”, expresó Jorge Eduardo Rojas, el Ministro de Transporte.

Para poder darle inicio a esta nueva reforma donde se tenga el equipo necesario para realizar las diferentes pruebas, se construirán centros de apoyo logístico, donde los aspirantes y antiguos conductores podrán realizar esas pruebas y se evaluará su capacidad de transitar por las calles.

Igualmente, una segunda reforma incluye a los centros de enseñanza, esto con el fin de regular el cobro de los cursos y asegurar que tipo de persona va conducir, si realmente cumple con la reglamentación. La idea de esta reforma es determinar qué tipo de acciones se llevan a cabo, sin comprenden términos ilegales, como dar el pase a cualquier persona que tenga carro y cancele el valor exigido.

“Actualmente tienen un rango de cobro que va entre los $150.000 y $500.000. Eso quiere decir que al que no le hacen el curso le cobran $150.000, de manera fraudulenta, para certificar que sí hicieron el curso para aprender, aunque no fue así, simplemente les hacen las prueba con un valor adicional para darles las certificación del curso que es un requerimiento para poder continuar con  el trámite”, dice el Ministro.

Por esta razón, se establecerá un valor para los cursos a nivel nacional. Por ejemplo, una persona que necesite un curso de conducción de moto no debe ser menor a $250.000, para un vehículo normal $360.000, para automotores de servicio público $500.000 y para tracto camiones $800.000. “El que le cobre menos es el que está haciendo fraude y se trata de un certificado de conducción falso y mal hecho”, añade el funcionario.

De igual forma, algunas personas se han expresado ante este tema. “El problema de accidentalidad no reside en las licencias, sino en el egocentrismo, la agresividad, la ausencia de respeto por las normas. En la vida cotidiana de los colombianos. Y la única visión que se manifiesta en los gobiernos, es la del negocio”, dice un ciudadano.

“Otra vez cambio de licencia. Otro contrato multimillonario más que se inventan para seguir en corrupción nos está arruinando”, añade otro.

“Se necesita es un ‘chip’ en cada vehículo que de manera satelital monitoreé cada conductor y su estilo de manejo. La motos deberían tener un control de velocidad etc. Lo demás es carreta”, expresa la ciudadanía.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top