ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Nación

19 defensores de Derechos Humanos han sido asesinados en Colombia

Hace dos semanas los habitantes de Tibú realizaron una marcha, denominada “Todos somos Henry”, con el fin de exigirle al Gobierno Nacional sobre el paradero del líder campesino Henry Pérez, el cual fue visto hace cinco meses en Tibú, al noroeste de Colombia, a fines de enero.

Al igual que Pérez, miles de defensores de Derechos Humanos y activistas sociales han sido amenazados, los han desaparecido o simplemente son asesinados en todo el territorio nacional.

Según datos de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Colombia registró 41 casos de defensores de Derechos Humanos asesinados en el 2015.

Por su parte, La ONG colombiana Somos Defensores resaltó que durante los dos periodos de gobierno de Juan Manuel Santos han sido asesinados 346 líderes que han exigido la salida negociada al conflicto.

En 2014 el registró arrojó un total de 55 homicidios contra defensores de DD.HH. y líderes sociales, y al cierre de 2015 se registran 63 líderes asesinados, (13 % más que el año anterior). “Entonces ¿Cómo se explican estos hechos cuando en el 2015 las confrontaciones armadas disminuyeron en un casi 80%? ¿Será posible que la violencia contra los defensores de derechos humanos ya no se derive del conflicto armado y así las cosas un contexto de posconflicto no garantiza la disminución de agresiones contra líderes? ¿Dónde están los resultados de la política de prevención del Gobierno? ¿Acaso no hay normas para prevenir estas violencias?”, dice el informe de la ONG Somos Defensores publicado este año.

Para el 2016 la misma organización informó que para finales de marzo 19 defensores de Derechos Humanos habrían sido asesinados en lo corrido del año y más de 80 han sufrido amenazas.

Carlos Guevara, miembro de Somos Defensores, le aseveró al periódico El Espectador que: “estamos mirando que para el informe del primer semestre del año va a ser similar a lo que se reportó el año pasado, es decir, cerca de 63 homicidios”.

Es contradictor ver que mientras Colombia pone su mirada en los diálogos de La Habana para cesar la violencia en todo el territorio nacional y, de esta manera, conseguir la pacificación del país; en medio de estas negociaciones se sigan registrando hechos de violencia.

Para Somos Defensores, desde hace varios años la guerrilla dejó de ser una amenaza constante a los defensores de derechos humanos. Una conclusión que se refleja en la estadística. El 63 % de las agresiones individuales de este año las han ejecutado grupos paramilitares, seguidos de desconocidos con el 32 %, Fuerza Pública 4 % y la guerrilla de las Farc 1 %.

Imagen vía: El Espectador.

Imagen vía: El Espectador.

“Es muy contradictorio que cuando las organizaciones defensoras de derechos humanos comienzan a ser escuchadas en la construcción de la paz y la participación política no se avance en el tema de protección y seguridad ad portas de comenzar la implementación de los acuerdos de La Habana. Y creemos que esto va a incrementarse este año. Lo que pase de aquí a diciembre va a ser determinante”, aseguró Guevara para el mismo periódico.

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top